Los dueños de la portería naranja

El Balonmano Torrelavega ya tiene cerrada la portería para la temporada que viene. La marcha de Jorge Pérez obligaba a la entidad a sondear el mercado en busca de un cancerbero que acompañase a Cristian Pereda y a Carlos Collado. El elegido ha sido Jacob Melián.

Diego Soto conoce a la perfección a este jugador formado en las secciones inferiores del Ademar de León. De hecho, estuvo en el club leonés hasta la campaña pasada cuando se vio obligado a emigrar en busca de minutos de juego. Encontró acomodo en Toledo. Una vez concluido su contrato, el portero canario no dudó en aceptar la oferta hecha por el Balonmano Torrelavega.

Foto de Ademar LeónMelián mide 1,98 y pesa 89 kilos. Se trata de un guardameta con mucha envergadura y de calidad contrastada. Con tan solo 22 años, este portero encaja a la perfección en la filosofía del club de apostar por jugadores talentosos y con grandes cualidades.

Junto a él, Cristian Pereda repetirá en la portería del conjunto naranja. El joven jugador cántabro disfrutó de muchos minutos de juego durante la temporada pasada. Con un año más de experiencia en la categoría, será un duro competidor para Melián. Junto a ellos también estará Carlos Collado. Un guardameta formado en las secciones inferiores del club que alternará el primer equipo con el filial.

Los tres estarán a disposición de Diego Soto el día 05 de agosto, fecha prevista para que el equipo cántabro comience la pretemporada.